Hay un nuevo desarrollo en la historia humana que se está produciendo y que no se está contando.Aquí, intentamos explicarlo

13 feb. 2014

Desaparición de las abejas y ... ¡Bayer!

Desde hace varios años se ha producido una dramática pérdida de abejas en Europa y América del Norte. Hasta el 50% y el 90% de las poblaciones de abejas simplemente han desaparecido. Gran problema este porque las abejas son una especie clave ya que son vitales para la cadena alimentaria del planeta.Un estudio internacional de 115 cultivos alimentarios en más de 200 países mostró que el 75% de los cultivos son polinizadas por animales, especialmente por las abejas.

En un principio se creía que solo las abejas se vieron afectadas, pero las poblaciones de abejorros comenzó también a disminuir. La crisis fue finalmente llamada: Desorden de Colapso de Colonias o CCD. Pero parece ser que el CCD no es ninguna enfermedad.

Inicialmente había varias teorías sobre la causa del CCDE, incluidos los ácaros varroa, la radiación del teléfono celular y un virus similar al SIDA. Sin embargo, se ha demostrado que las muertes de abejas son en realidad el resultado de la intoxicación de dos pesticidas conocidos llamados clotianidina y con imidaclopridina fabricado por Bayer.


El nombre comercial de la clotianidina es Poncho y el de la imidaclopridina es Gaucho.

Uno de los cultivos más importantes es el maíz. Pero el maíz tiene un enemigo llamado Diabrotica vergifera vergifera - también conocido como el "gusano de la raíz.". Se entierra en las raíces de la planta del maíz y hace que la planta se marchite y eventualmente muera. 

El problema gusano de la raíz en realidad puede tratarse fácilmente con la práctica de rotación de cultivos. Las larvas que se alimentan de las raíces del maíz para sobrevivir no pueden viajar más de 10 a 20 pulgadas. Sin embargo, la rotación de un campo de maíz puede resultar de baja rentabilidad para la finca . Así, en 2003, Bayer Pharmaceutical presentó dos pesticidas, clasificados como neonicotinoides, para combatir los "gusanos de raíz" y las ganancias agrícolas aumentarian. Estos pesticidas son ahora dos de los principales productos agrícolas de Bayer, a pesar de que las ganancias son a costa de una especie clave.

Las semillas de maíz se recubren con pesticidas de Bayer por medio de un "adhesivo" desarrollado por otro gigante de la industria: Monsanto. A pesar de que estudios  mostraron  que estos plaguicidas son altamente tóxicos para las abejas, su uso se justificó con el argumento de que la semilla de maíz a las que se le aplicaran este procedimiento,como son enterradas, era de suponer que sería inofensivo para otras criaturas. Este fue un grave error.

El primer indicio de que el CCD fue el resultado de la intoxicación ,cuando la clotianidina fue utilizada en los cultivos de maíz en el estado alemán de Baden-Wurttemberg. En julio de 2007, la cosecha alemana estaba infestada de gusanos de la raíz. El gobierno alemán ordenó utilizar todos los métodos posibles para erradicar esta plaga, incluyendo el uso de los neonicotinoides. Poco después de que las semillas se plantaron en mayo de 2008, unos 330 millones de abejas murieron abruptamente. El fenómeno global ha continuado hasta nuestros días, lo que resulta en millones de colonias muertas ... miles de millones de abejas muertas.

Una investigación reveló que el recubrimiento de semillas no se quedó en el suelo sino que se introdujo en el aire (y el resto de la planta) por abrasión simple - el frotamiento de semillas - como se almacenan, incluso al ser plantadas. El gobierno alemán prohibió rápidamente este plaguicida, dio a indemnizar a los agricultores y emitió una fuerte advertencia contra el uso de este producto químico en la agricultura. De acuerdo con el Instituto Federal Alemán de Agricultura, "sin lugar a dudas se puede concluir que el envenenamiento de las abejas se debe al ingrediente clotianidina que contiene el pesticida para las semillas de maíz.".

Según la Agencia de Protección Ambiental de EE.UU. (30 de mayo de 2003): ". La Clotianidina tiene el potencial de exposición tóxica crónica para las abejas, así como para otros no polinizadores, a través de la translocación de los residuos de clotianidina en el néctar y el polen".

También hay pruebas de que imidaclopridina puede producir el colapso de colonias en niveles muy inferiores a los utilizados en la agricultura. En el verano de 2010, los investigadores realizaron un estudio "in situ" en el Condado de Worcester, Massachusetts dirigido a replicar cómo la imidaclopridina puede haber causado el brote CCD. Durante un período de 23 semanas, monitorizaron las abejas en cuatro apiarios diferentes, cada apiario tenía cuatro colmenas tratadas con diferentes niveles de imidaclopridina y una colmena de control.

Después de 12 semanas de dosificación  de imidaclopridina, todas las abejas estaban vivas. Pero después de 23 semanas, 15 de los 16 de las colmenas tratadas con imidaclopridrina - 94%- había muerto. Las abejas expuestas a los más altos niveles del pesticida murió primero.

De acuerdo con el sitio web de Bayer, dice que abordó el tema en Baden-Wurttemberg mediante la celebración de "un intenso debate dentro de la industria de semillas para desarrollar medidas para el mantenimiento y el control de la calidad de los revestimientos de semillas", pretendiendo ayudar a las abejas con otros productos ¿...?

Para acabar aquí os dejo un documental de National Geographic que aborda el problema del CCD pero que, evidentemente, no habla de Bayer:


Comparte:

0 comentarios :

Publicar un comentario

Populares (este mes)

Populares (desde siempre)

Archivo del blog

contenidos

Buscar este blog

TWITTER