Hay un nuevo desarrollo en la historia humana que se está produciendo y que no se está contando.Aquí, intentamos explicarlo

17 feb. 2014

Geopolítica: El cuadro mundial visto desde más lejos




Sí, la situación en Corea del Norte es grave, pero la gravedad no existe en lo obvio. Hay que buscar más profundo para tener una mínima idea de lo que está ocurriendo.

Los tambores de guerra latieron en su momento, pero casi todo el mundo fué engañado por la dirección de su eco. La situación en la que Corea del Norte se encuentra es bastante ruidosa para determinar con precisión la ubicación de los  tambores de guerra. Mientras que su ubicación real  puede sorprender mucho, produciendo un escalofrío por la espina dorsal de todos nosotros. Tenemos asientos de primera fila para el gran espectáculo de magia, el más grande de nuestro tiempo, que consiste en una serie de actos que podrían llevar a una Tercera Guerra Mundial más que buscada hace tiempo.

Para entender lo que está ocurriendo y por qué con Corea del Norte, como siempre, tenemos que mirar el cuadro un poco más alejados. En este caso, la comprensión puede facilitarse poniendo la situación con Corea del Norte en el marco de un espectáculo de magia global en el que Corea del Norte sirve como distracción del mago, tal vez el ayudante esté bastante involucrado en una serie de movimientos para desviar nuestra atención del juego de manos que está haciendo el  mago para que el truco tenga  éxito.

El mago cabeza de cartel en el escenario en este acto de engaño mundial es China, con la ayuda de Rusia como el asistente cercano. Bien colocados los  cómplices podrían ser identificados como Irán y otros Estados-nación a nivel de grupos terroristas. Lo que estamos presenciando, sin embargo, es mucho más que un acto infame de salón, ya que es la culminación de una guerra asimétrica orquestada donde la vida tal como la conocemos puede estar en la balanza. Se trata de un complejo espectáculo de magia de varias partes que comenzó hace mucho tiempo, aunque más recientemente se ha puesto en marcha con la llamada "primavera árabe", aunque con la breve interrupción conocida como Bengasi.

Estamos viendo como la última serie de actos se están jugando delante de nosotros. Algunos de nosotros estamos viendo a través de la niebla del mago, mientras que otros,  simplemente ven el contenido del espectáculo que se desarrolla de acuerdo con el programa escrito por los agentes del poder mundial y distribuidos por el régimen de Obama y los medios corporativos sumisos.

Para entender lo que estamos viendo en el escenario mundial, es importante identificar los actores y los diferentes actos de la feria. No obstante, dependerá de los medios de comunicación occidentales para proporcionarle cualquier información significativa, ya que son facilitadores en esta gran ilusión que es patrocinado en parte por los banqueros internacionales y los globalistas, que son los principales arquitectos de todas las guerras. No se fíe de las cabezas parlantes, los expertos políticos o incluso algunos comentaristas conservadores, ya que muchos han sido seducidos y fascinados colectivamente por los efectos especiales, que son parte del espectáculo, o han accedido a ser cómplices sí mismos para asistir al "after-party . "

Primero, es importante entender que Corea del Norte es un estado cliente de China, que fue elevado a su nivel actual  por las acciones abiertas y encubiertas de la talla de los  presidentes Nixon, Carter y Clinton, con la ayuda de Zbigniew Brzezinski y Henry Kissinger, sólo para nombrar unos pocos.  El comunismo no es más que una herramienta más para la creación de un gobierno global.

Pero aún siendo un estado cliente, Pyongyang frecuentemente ha mostrado su voluntad de desafiar los deseos de Pekín en beneficio de sus prioridades. Los funcionarios chinos advirtieron repetidamente a sus homólogos de Corea del Norte de no llevar a cabo una prueba de un misil balístico de largo alcance, pero el gobierno de  Kim siguió adelante con el lanzamiento de un satélite. Beijing fue aún más enfático en decir a Pyongyang a no realizar otro ensayo nuclear, pero los límites de la influencia de China se hizo evidente en febrero del año anterior, cuando Corea del Norte realizó una prueba-la tercera desde 2006.Tal vez sea esta la causa de por qué del  voto favorable de las dos últimas resoluciones del Consejo de Seguridad para sancionar a Corea del Norte. Pekín podría poner fin al programa nuclear de Corea del Norte con una llamada telefónica amenazando con interrumpir la ayuda alimentaria y energética. 

Pero  tenía -y sigue teniendo- razones de peso para no querer tomar una medida tan drástica. La aplicación de ese tipo de presión sería arriesgarse a la implosión del  régimen de Corea del Norte, creando una enorme crisis de refugiados en China.  Además del caos que pudiera derivarse de refugiados, el más probable resultado a largo plazo sería la reunificación de Corea bajo un gobierno pro-estadounidense. Luego si fuera verdad que EEUU desea que China ponga fin a este contencioso por parte de Corea del Norte debería darle algún tipo de incentivo que estuviera al mismo nivel de riesgo, esto es,  retirar a las fuerzas estadounidenses y poner fin a la alianza tácita EE.UU.-Corea del Sur que convertirá a China en la potencia más influyente en la península coreana. Cosa que por lo que vemos por ahora está ocurriendo todo lo contrario.

Volvamos a donde realmente están tocando los tambores. En el escenario mundial, China tiene un interés personal en Irán, que, para bien o para mal, es el blanco de los intereses occidentales. El foco allí, por supuesto se refiere a sus ambiciones de armas nucleares. China también tiene un interés en la estabilidad de Siria, que es la puerta de atrás para Irán. La caída de Siria también tendría la consecuencia de desestabilizar no sólo a China, sino a sus aliados y estados clientes en esa área también.

También el escenario es Rusia, cuyo líder, Vladimir Putin, que afirmó en su momento que Siria es "línea roja" para Rusia por su alto valor geopolítico y estratégico; como un servidor de seguridad frente a la desestabilización regional adicional permitiendo  el uso de su puerto como base. Y ahora empieza nueva partida, a parte de las ya abiertas, con las maniobras conjuntas con Irán.

Mientras tanto, los Estados Unidos bajo el régimen de Obama ha hecho mucho para avanzar en la agenda de Arabia Saudita, en sus planes de crear un estado pan-islámico en la región. Esto es evidente por las acciones en Libia, Benghazi, donde sirvió como centro logístico para el envío de armas a los terroristas anti-Assad destinados a ser utilizados en Siria. Esto por sí solo debería explicar los niveles múltiples de mentiras sobre los acontecimientos mortales en Bengasi.

Mientras los eventos relacionados con Siria y el vecino Irán comienzan a acelerarse, también lo hace la retórica que emana de Corea del Norte así como sus supuestos aliados  para convertirla en el centro de las maquinaciones, en el escenario del ayudante del mago para que no podamos ver donde reside el truco de magia.

Por el otro lado, la agitación muy visible por Corea del Norte está desviando con éxito el programa de Obama-Arabia lejos de la creación de este imperio Pan-islámico desviando así sus recursos militares a este teatro que se llama Corea del Norte. Sirve para desviar nuestra atención de lo real en el escenario de acción, Siria y, en definitiva, Irán, mientras que al mismo tiempo y en forma asimétrica atacar la parte más vulnerable de América, que es nuestra economía.

El "secreto" a este truco de magia en el escenario formado por muchos actos diferentes se pueden fácilmente explicar si uno simplemente se fija en los eventos fuera del escenario que ocurrieron. El presidente chino, Xi Jinping, se reunió con el presidente ruso, Vladimir Putin el "para promover una mayor cooperación con Rusia". Según China, están "haciendo que sus relaciones con Rusia una prioridad".

Además, y quizás más importante, fueron las  maniobras militares conjuntas realizadas por Rusia y China en el Mar del Sur de China. Está claro que se  tenía la intención de enviar a los EE.UU. un mensaje muy claro y sin ambigüedades: la no tolerancia sobre la intromisión en Siria, así como el continuo envío de armas a través de Croacia. Derivando el tema -respuesta estadounidense- en la confrontación chino-nipona.

Debe quedar perfectamente claro para cualquier persona que no escuche a los grandes medios de comunicación, que esta nueva relación entre China y Rusia es también una respuesta a las guerras económicas sostenidas por los proveedores de la moneda de EE.UU., el dólar de EE.UU.. Un componente intrínsecamente vital para este espectáculo de magia es también el aumento muy significativo de las reservas de oro en poder de China y Rusia. La alianza entre Rusia y China es parte de una iniciativa más amplia económica que permitirá eliminar el dólar de EE.UU. como moneda de reserva del mundo destruyendo la economía de EE.UU. y arrastrando a unas cuantas de naciones más.

Su intención es la de marcar el comienzo de una moneda global y con ello, un gobierno global. Después de todo, el viejo adagio de "el que posee el oro, posee las normas" se aplica aquí. Y mira quién realmente posee el oro.

Al observar los diversos actos del progreso de espectáculo de magia global, no llegarán a ser hipnotizados por las desviaciones de los asistentes de los magos y los cómplices. Mira la foto más lejos y lo que está sucediendo detrás de la niebla del mago.  Verás que la niebla oscurece las manos reales de los actores ocultos de esta guerra asimétrica: Rusia y China, en su intento de detener al régimen saudí respaldado por Obama, que están empeñados en crear una hermandad musulmana Pan-islámica.

Lo verdaderamente espeluznante es que gane quien gane en esta pugna el objetivo es el mismo, un gobierno mundial. Lo que demuestra que existe alguien que está por encima de todos los gobiernos y el único que sale beneficiado de todo este teatro.



Comparte:

0 comentarios :

Publicar un comentario

Populares (este mes)

Populares (desde siempre)

Archivo del blog

contenidos

Buscar este blog

TWITTER