Hay un nuevo desarrollo en la historia humana que se está produciendo y que no se está contando.Aquí, intentamos explicarlo

7 sept. 2017

¿Quiere Corea del Norte Un Acuerdo de Paz Permanente? - Quid Pro Quo

Reformular la actual crisis diplomática con Corea del Norte es esencial si se quiere diluir la tensa situación actual. El ex presidente estadounidense Jimmy Carter está sugiriendo eso. ¿Pero los halcones en Washington lo escuchan? A continuación, la declaración del presidente Carter publicada en la web CarterCenter el 10 de agosto de 2017:

La dura retórica de Washington y Pyongyang durante los últimos meses ha exacerbado una relación de confrontación entre nuestros países, y probablemente ha eliminado cualquier posibilidad de conversaciones de paz de buena fe entre Estados Unidos y Corea del Norte. Además de frenar la retórica guerrera, nuestros líderes deben alentar las conversaciones entre Corea del Norte y otros países, especialmente China y Rusia. 
El reciente voto unánime del Consejo de Seguridad de la ONU para nuevas sanciones sugiere que estos países podrían ayudar. En todos los casos, debe evitarse un intercambio nuclear. Todas las partes deben asegurar a los norcoreanos que renunciaremos a cualquier acción militar contra ellos si Corea del Norte sigue siendo pacífica. 
He visitado Corea del Norte tres veces, y he pasado más de 20 horas en conversaciones con sus líderes políticos sobre asuntos importantes que afectan las relaciones entre Estados Unidos y la RPDC. 
En junio de 1994, me reuní con Kim II Sung  en un momento de crisis, cuando accedió a someter todos sus programas nucleares bajo estricta supervisión del Organismo Internacional de Energía Atómica y a buscar un acuerdo mutuo con los Estados Unidos sobre un tratado de paz permanente; tuvo conversaciones con el presidente de Corea del Sur para acelerar la recuperación de los restos de personal de servicio estadounidense enterrado en su país y tomar otras medidas para aliviar la tensión en la península. Kim Il Sung murió poco después de mi visita, y su sucesor, Kim Jong Il , me notificó a mí y a los líderes en Washington que cumpliría las promesas hechas por su padre. Estas obligaciones fueron posteriormente confirmadas oficialmente en las negociaciones en Ginebra por Robert Gallucci y otros representantes de la administración Clinton. 
Regresé a Pyongyang en agosto de 2010, por invitación de los líderes norcoreanos, para llevar a casa a Aijalon Gomes, un estadounidense que había sido detenido allí. Mi última visita a Corea del Norte fue en mayo de 2011 cuando dirigí una delegación de Ancianos (ex presidentes de Irlanda y Finlandia y el ex primer ministro de Noruega) para asegurar la entrega de alimentos donados directamente a personas necesitadas. 
Durante todas estas visitas, los norcoreanos enfatizaron que querían relaciones pacíficas con Estados Unidos y sus vecinos, pero estaban convencidos de que planeamos un ataque militar preventivo contra su país. Ellos querían un tratado de paz (especialmente con Estados Unidos) para reemplazar el acuerdo de cese del fuego que ha existido desde el final de la Guerra de Corea en 1953 y poner fin a las sanciones económicas que les han sido muy perjudiciales durante este largo período. Ellos me han dejado claro y a otros que su primera prioridad es asegurar que su capacidad militar sea capaz de destruir gran parte de Seúl y de responder con fuerza a cualquier ataque estadounidense. La influencia de China en Pyongyang parece ser muy reducida desde que Kim Jong II se convirtió en el líder norcoreano en diciembre de 2011. 
Un compromiso con la paz por parte de los Estados Unidos y Corea del Norte es crucial. 
Cuando termine esta crisis de confrontación, Estados Unidos debería estar preparado para consumar un tratado permanente para reemplazar el alto el fuego de 1953. Los Estados Unidos debe dejar esto claro, a los norcoreanos y a nuestros aliados.
No es la primera vez que Carter habla del asunto, la última vez fue en 2010 en el Washington Post. Dijo lo mismo que arriba con un poco más de detalle, y enfatizó que Corea del Norte insistió en conversaciones directas con Estados Unidos, hacia un tratado de paz definitivo.

La verdad es que Corea del Norte se ha ofrecido continuamente a congelar su programa nuclear. La misma amenaza que se nos dice continuamente que tememos puede ser neutralizada inmediatamente, pero en lugar de eso es rechazada repetidamente por los Estados Unidos.

Sin embargo, destacados medios de comunicación como el  Washington Post  continúan  contando una historia diferente:

"[El dictador norcoreano Kim Jong-un] no ha mostrado interés en las conversaciones - ni siquiera pondrá los pies en China, su mayor patrocinador. Incluso si las negociaciones tuvieron lugar, el actual régimen ha dejado claro que "nunca colocará su disuasión nuclear autodefensiva en la mesa de negociaciones,  como dijo recientemente un enviado ".

Como explica The  Intercept  , esto es una afirmación falsa:

"Hay, por supuesto, una diferencia significativa entre  Corea del Norte diciendo que nunca negociará para detener o eliminar su programa de armas nucleares y que nunca negociará mientras Estados Unidos continúe amenazándola ... La realidad es que  Corea del Norte está diciendo que, bajo ciertas condiciones, pondrá sus armas nucleares sobre la mesa ".  

Como Noam Chomsky explicó en una  entrevista  con  Democracy Now, Estados Unidos sigue rechazando categóricamente la propuesta de Corea del Norte:

"Existe una propuesta que se ignora. Usted verá una mención sobre ella de vez en cuando. Es una propuesta bastante simple. Recuerde que el objetivo es conseguir que Corea del Norte congele sus sistemas de armas - armas y sistemas de misiles. Una propuesta es aceptar su oferta para que ellos lo hagan. Suena simple, han hecho una propuesta - China y Corea del Norte - propusieron que los norteamericanos congelaran sus sistemas de misiles y armas nucleares y los Estados Unidos lo rechazaron instantáneamente. Y no se puede culpar eso a Trump, Obama hizo lo mismo, hace un par de años. La misma oferta fue presentada - creo que fue en 2015 - la administración de Obama la rechazó instantáneamente ".
¿Por qué harían eso? ¿Por qué temen las capacidades nucleares de Corea del Norte pero luego rechazan una propuesta para congelar su producción? Como explica Chomsky más adelante:

" La razón es que requiere un quid pro quo . Dice que los Estados Unidos deberían poner fin a las amenazas de maniobras militares en las fronteras de Corea del Norte, incluylendo el  envío de B-52 con capacidad nuclear  volando cerca de la frontera. Tal vez los estadounidenses no recuerdan muy bien, pero los norcoreanos tienen un recuerdo de no hace mucho tiempo cuando  Corea del Norte fue totalmente aplanado  - literalmente - por los bombardeos estadounidenses”.
A principios de los años cincuenta, Estados Unidos bombardeó incesantemente a Corea del Norte,  destruyendo  más de 8,700 fábricas, 5,000 escuelas, 1,000 hospitales, 600,000 hogares, y  finalmente matando  hasta el 20 por ciento de la población del país. Como   ha señalado el periódico Asian Pacific Journal , los Estados Unidos, de hecho, dejaron caer tantas bombas que finalmente se quedaron sin blancos para golpear y empezaron a bombardear los sistemas de riego.

A pesar de que la gente y los líderes de Corea del Norte  conocen esta historia  y la historia de otros  estados con ideas similares  que se convirtieron en blancos fáciles para los militares estadounidenses al desmantelar sus programas de armas, Corea del Norte todavía ofrece esta propuesta para congelar su programa.

La  insistencia de los medios de comunicación de  que Corea del Norte nunca abandonará sus sistemas de armas es totalmente falsa cuando se lee todo el contexto de las declaraciones ofrecidas por el gobierno de Kim Jong-un. El 4 de julio, la declaración de Kim decía lo siguiente:

"La RPDC no pondría ni sus armas nucleares ni sus cohetes balísticos en la mesa de negociaciones en ningún caso ni retrocedería ni siquiera un centímetro del camino de reforzar la fuerza nuclear elegida por él mismo a  menos que  la política hostil estadounidense y la amenaza nuclear a la RPDC definitivamente haya terminado”.

Quid pro quo.

Fuentes:
Comparte:

1 comentarios :

  1. Chapeau Toni.

    Muchas gracias por la información. Da gusto leer cosas serias que no están ni se las espera en la matrix de la información única.

    Issa

    ResponderEliminar

Populares (este mes)

Populares (desde siempre)

Archivo del blog

contenidos

Buscar este blog

TWITTER