Hay un nuevo desarrollo en la historia humana que se está produciendo y que no se está contando.Aquí, intentamos explicarlo

6 dic. 2013

Obama: Sexo, mentiras y éxito en twitter

El presidente de EEUU no tiene que hacer mucho en las redes sociales para lograr cientos de miles de likes. Pero dos estudios han revelado que muchos de sus fans en Twiter son falsos y que sigue a varias estrellas del porno.

Barack Obama es un fenómeno en la red, con más de 30 millones de seguidores en Facebook y más de 20 millones en Twitter. Sin embargo, más de la mitad de los seguidores en Twitter del presidente estadounidense Barack Obama son falsos. Así lo revela un estudio de análisis de la red social de Status People. el 53 % de los casi 37 millones de seguidores en Twitter de Obama son falsos, teniendo en cuenta que la aplicación califica de "seguidor falso" a las cuentas de correo no deseado o a las de usuarios inactivos que siguen a determinadas personas. 

Cuando se conoció el dato este mes los asesores del presidente llegaron a decir que ellos no podían elegir quién sigue al presidente. Pero con pocos días saltaba otra noticia que les compromete un poco más. 

Resulta que seis actrices porno estadounidenses, tres empresas productoras de películas para adultos, una empresa especializada en juguetes eróticos y hasta la cuenta oficial de los premios Adult Video News son seguidas por el presidente. Así lo ha revelado la revista francesa Slate.fr y el dato se podía comprobar en el Twitter del presidente estadounidense hasta hace unos días. 

No es un chiste obsceno. Entre las más de 655 000 personas a las que sigue están actrices veneradas como la ucraniana Nikki Benz (@NikkiBenz), que fue "conejita" de Penthouse en abril de 2010 y protagonista de películas como Titanic Tits. La sigue desde hace atres años. La actriz de cine erótico estadounidense Asa Akira (@AsaAkira), que según cuenta la CNN en su perfil de Twitter se presenta con la frase: "Tengo un culo premiado” es otra de las afortunadas con la atención de la cuenta de Obama. 

La revista francesa se ha puesto en contacto con el Partido Demócrata y con una portavoz de su campaña. Pero la única respuesta ha sido el silencio. A la Casa Blanca le queda ahora refugiarse en lo obvio: la cuenta oficial de Obama (la archiconocida y archituiteada @BarackObama) no es su cuenta personal. Es gestionada por su equipo de campaña y su objetivo es difundir regularmente información variada sobre la política del presidente. 

Por si fuera poco, el porno marginal también tiene cabida en el perfil de Obama. Burning Angel es el tesoro de Joanna Angel. Una productora marginal, con perfiles rockeros y góticos, que también es seguida por el presidente de EEUU. En su descargo hay que decir que sigue también a gente muy seria, aunque a menos mandatarios de los que la gente cree. Casi un tercio (148) de todos los líderes mundiales y gobiernos siguen a Obama, aunque él no es el líder más generoso a la hora de seguir a sus colegas. De acuerdo a lo que revela el estudio, Obama solo sigue de forma mutua a dos líderes mundiales: Jens Stoltenberg de Noruega y, claro, el ruso Dmitri Medvédev. Estar en Twitter es obligatorio para mandar: más de tres cuartas partes de los líderes mundiales, el 77,7 %, tiene una cuenta en Twitter, mientras que dos tercios (68 %) ha hecho conexiones mutuas con sus colegas, según el estudio Twiplomacy. 

Los analistas de Burson Marteller divulgaron este verano su estudio anual sobre la gestión de los líderes mundiales en Twitter, el documento llamado Twiplomacy, que analiza 505 cuentas de gobiernos en 153 países. El informe tiene como objetivo identificar hasta qué punto los líderes usan esta red social. Una de las explicaciones para que la cuenta de Obama haya patinado entre perfiles tan dispares la apuntaba esta semana The Huffington Post. El actual presidente fue apoyado por el 70 % de la industria pornográfica durante la campaña de reelección el año pasado. También es una práctica habitual en Twitter seguir a perfiles de renombre para aparecer en las listas de usuarios sugeridos o lograr alguna mención que catapulte tu nombre a la abultada lista de seguidores de la estrella en concreto. Es sólo una de las claves, pues por detrás de Obama está el papa Francisco (@Pontifex), con más de siete millones de seguidores en sus nueve cuentas en distintos idiomas. Él no sigue a ningún mandatario, ni a ninguna estrella. Normalmente sus mensajes son reenviados como media más de 11 000 veces, convirtiéndolo en el líder mundial más influyente en esta red social. En comparación, los tuits de la cuenta de Obama son reenviados sólo 2309 veces (como promedio) a pesar del seguimiento masivo que tiene, destaca el Forum Libertas. 

Comparte:

0 comentarios :

Publicar un comentario

Populares (este mes)

Populares (desde siempre)

Archivo del blog

contenidos

Buscar este blog

TWITTER